domingo, 12 de marzo de 2017

Frente de Estudiantes valora la Huelga General Educativa del 9M

Texto de la rueda de prensa realizada por Frente de Estudiantes

Queríamos comenzar agradeciendo públicamente a la militancia del FdE el esfuerzo y la altura demostrada durante esta huelga. Agradecer también a todos los estudiantes que se sumaron a nuestras actividades y que esperamos que viesen en nuestro proyecto una estructura con la que sentirse identificados. Y agradecer especialmente a los trabajadores y trabajadoras de la educación: docentes, limpiadoras, personal de administración… pero también, con toda nuestra admiración y orgullo, a aquellas plantillas de trabajadores de otros sectores productivos como los estibadores o los espartanos de coca cola, que caminaron junto a nosotros igual de valientes, de unidos e igual de lejos.

En segundo lugar queríamos hacer referencia a las declaraciones del Gobierno. Exigimos al Ministro que se retracte inmediatamente, y deje de tomar a los estudiantes por tontos. Hay motivos para esta huelga, los ha habido y los sigue habiendo. El Gobierno ha recurrido al TC la paralización de la LOMCE, que este ha admitido a trámite y trasladado a las cámaras (senado y congreso). Queremos la total derogación de la LOMCE, y que del pacto educativo resulte una nueva educación, en el cual sea protagónico el papel de la Comunidad Educativa.

Remarcamos que tanto la LOMCE como dicho pacto vienen enmarcados dentro de lo que llamamos la Estrategia de Internacionalización del Sistema Universitario Español o Estrategia 2020, que promete el aumento eficiencia y competitividad, como si la universidad se tratase de una empresa privada. También se refiere al aumento movilidad, pero reducción becas y aumento tasas; Promover competitividad: foros universidad empresas para foros conjuntos: puertas abiertas a la privatización de la universidad.

Ayer demostramos que no solo no nos creemos sus mentiras, si no que no vamos a tolerar más privatización y cinismo, que la comunidad educativa ha dicho basta: con un seguimiento del 65% entre trabajadores y trabajadoras y un 85% estudiantes, la huelga fue un rotundo éxito. En la pública el paro ha sido total y en la concertada es más complicado. El FdE nos solidarizarnos con trabajadores y estudiantes de la concertada, puesto que nuestra apuesta educativa pasa por su integración dentro del sistema público.

Frente a la valentía, dignidad y unidad demostrada por la comunidad educativa, algunos medios e instituciones han tratado de criminalizar la huelga y, en concreto, la lucha del estudiantado, llegando incluso a falsear los datos de seguimiento (en algunos medios se llego a hablar de un 10% se seguimiento entre estudiantes). No hace falta más que ver las manifestaciones, concentraciones y acciones a lo largo y ancho del país para comprobar que la oposición a la LOMCE, al 3+2, y las prácticas no remuneradas, es mayoritaria en los centros de estudio.

Desde el FdE creemos que la preciosa unidad generada para esta huelga no puede limitarse a una convocatoria aislada. Es necesario mantener la experiencia de los Comités de Huelga que hemos impulsado desde el FdE, cristalizar esa unidad a nivel de base coordinando realmente a todos los sectores de la comunidad educativa: estudiantado, profesorado y PAS. Solo una unidad de la comunidad educativa que nazca a pie de aula y de centro, que luche por las grandes y pequeñas revindicaciones, puede ser una unidad que plante cara a las políticas de privatización día a día, ganando y construyendo en la lucha educación pública. 

Esta convocatoria demuestra que la Huelga General Educativa, que el FdE defendió desde Septiembre, era absolutamente necesaria y urgente. Los cientos de estudiantes que caminamos el 9M tras las pancartas del FdE, estamos firmemente comprometidos porque este modelo unitario de huelga abra un nuevo horizonte y camino de lucha unitaria a todos los niveles.

Desde el FdE vamos a luchar y a llevar a cada ámbito de representación, a todos los niveles donde el estudiantado merece una voz, que esta huelga no puede ser un hecho aislado, no puede ser una huelga más. El 9M debe ser el comienzo de un nuevo movimiento de oposición contra las políticas privatizadora del PP y otros partidos políticos. Debe ser una ruptura con el modelo cíclico, de huelgas aisladas, una por semestre… y el comienzo de un plan global de lucha y oposición que nazca desde la base pero que se desarrolle a todos los niveles y mediante el uso de todas las herramientas de lucha a nuestra disposición contra el gobierno y las políticas de la UE. Es necesario conformar y elaborar un plan sostenido en el tiempo, es necesario que la comunidad educativa desarrolle una lucha diaria en cada universidad, facultad e instituto, es necesario comenzar el contraataque, un contraataque de la mayoría contra una minoría que nos quiere negar el derecho a estudiar. El 9M fue el comienzo del contraataque por la educación que soñamos, por la educación que merecemos. El 9M fue el comienzo de un contraataque que solo puede finalizar con la dimisión del Ministro y el fin de la privatización. Eso significa: caminar lejos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada